Oficentro costarricense evita gastos injustificados al migrar a IP

Asumir costos de daños a vehículos sin tener certeza de que el hecho sucediera en sus instalaciones, era el día a día de un edificio de oficinas en Costa Rica que vio en la tecnología IP, y en las soluciones de NVT Phybridge, la solución a este problema.

Dado que la Ley en Costa Rica establece que los establecimientos públicos deben asumir los gastos de reparación de los vehículos que resulten afectados en sus instalaciones, un reconocido edificio de oficinas se veía obligado a pagar dichos arreglos, sin tener la claridad de si el hecho se había presentado dentro de su propiedad o no, y esto obedecía a que no contaban con un sistema de video que les ofreciera la resolución necesaria para establecer las condiciones de los vehículos al momento de su ingreso al oficentro, en el cual trabajan aproximadamente 6 mil personas e ingresa un estimado de 5 mil visitantes por mes.

Por esta razón, en julio de 2015 se tomó la decisión de actualizar los sistemas de CCTV para pasar de la tecnología análoga a la digital, de manera que se pudiera estar siempre a la vanguardia en lo que se refiere a soluciones de seguridad. Cabe resaltar que la migración no se produjo como resultado de la ocurrencia de hecho alguno, dado que la zona en donde está ubicado el centro es segura y donde no se presentan mayores brotes de vandalismo.

Motivaciones detrás de la migración a IP

La migración a IP –de acuerdo con Jorge Montiel (técnico de CCTV de Grupo Roble) – recalcó que en su momento se presentaron ciertas situaciones que evidenciaron la necesidad de tener una mejor resolución en los sistemas para poder evidenciar cualquier suceso que se presentara dentro de las instalaciones del oficentro. La razón más importante para dar este gran paso fue la motivación de dar el mejor servicio posible a los visitantes e incrementar su sensación de seguridad.

“Durante la instalación teníamos el reto de no tocar completamente los acabados de los edificios, por lo que re cablear no era una opción y debíamos utilizar el cableado existente (coaxial) y a su vez centralizar las alimentaciones”, manifiesta Montiel, quien agrega que aunque consideraron varias soluciones, todas implicando un gran impacto en la estética del edificio, decidieron que la solución de NVT Phybridge era la más acertada. El equipo técnico de CCTV hizo la recomendación con base en las facilidades que ofrecía la solución de NVT Phybridge para la migración a IP.

“(…) Con respecto a las otras propuestas analizadas, la alternativa de NVT Phybridge representaba un 30% de ahorro por la posibilidad de utilizar el cableado existente”, explicó Montiel.

Tecnología de punta al servicio de un fin

Este proyecto demandó la instalación de 11 switches EC10, NVT Phybridge. Además, se migró un total de 41 cámaras de lentes varifocales.

Al respecto, el Montiel explica que este sistema cumple con las funciones de monitoreo y grabación, y está integrado con la solución de control de acceso para monitorear puertas y trompos de ingreso a través del software CCURE 900. Además, ofrece la función de video analítica, que indica cuando una persona trata de evadir los torniquetes de ingreso. Los sistemas de incendio y control de acceso están también integrados.

Sensaciones seguras

En lo que se refiere a la sensación de seguridad antes y después de este paso a IP, Jorge Montiel recalca que antes de la migración existía una incertidumbre con respecto a si se obtendrían las suficientes evidencias en casos de daños de vehículos. “No teníamos ese respaldo del equipo, en lo que respecta a la resolución para poder respaldar esos casos y cuando corresponda, refutar los daños que algún usuario quisiera achacarle al oficentro”, expone Montiel.

Otro logro importante alcanzado gracias a los equipos implementados es el haber podido emplear el cableado existente, lo cual no sólo permitió evitar gastos de recableado, sino que no fue necesario hacer un impacto mayor a la infraestructura.

 

Login

Contraseña perdida?